Sobre Mi

Mi Jornada Hacia la Diabetes

¡Graciar por leerme!

Mi nombre es Jessy Taylor, tengo 37 años y raíces orgullosamente latinas. Por cuestiones del destino y decisiones personales, actualmente vivo en Montreal, Canadá, un maravilloso país.

Revertir Diabetes - BlogVidaySalud
Revertir Diabetes – BlogVidaySalud

Siempre gocé de buena salud y mis visitas al médico se limitaban a algún resfríado severo en que requería algún tipo de antibiótico. Fuera de eso, nunca tuve que preocuparme ni por sobrepeso, presión alta, niveles de colesterol, azúcar, triglilcéridos y todos esos exámenes que a los doctores les encanta mandar hacer. Era una persona sana y sin complicaciones médicas.

Sin embargo, al cumplir los 35 años, en el chequeo médico anual el doctor identificó que mis niveles de glucosa estaban por encima de lo normal. Comenzó entonces un bombardeo de preguntas sobre diabetes. Antecedentes famililares, hábitos alimenticios, rutina de trabajo, actividad física, entre otras cosas.

Hasta ese momento consideraba la diabetes como algo completamente ajeno a mí. Sabía que era una enfermedad y que miles de personas la padecen. Pero como en mi familia no había antecedentes de personas diábeticas, nunca le di mayor interés mas que aquel de cultura general.

Siempre me había mantenido dentro de mi peso recomendado y sin problemas de obesidad, Mi dieta era una dieta sana, nunca abusaba de grasas o dulces en exceso, comía frutas y verduras, evitaba la carne roja, comía pescado una o dos veces por semana y nunca he fumado. Es decir, en cuanto a recomendaciones para prevenir enfermedades cardiovasculares siempre las seguí, aun sin proponérmelo. Era mi estilo de vida natural.

Pero por otro lado, mi vida profesional y mi mala administración -debo admitirlo- para lograr un balance adecuado entre vida-trabajo hacían que la mayor parte del tiempo estuviera bajo mucho estrés y que mi actividad física se redujera a levantarme de mi silla para ir a comer algo o para ir al baño. Tuve la fortuna de poder trabajar algunos días desde casa, lo cual con todas las ventajas que implica en cuanto a tiempo y gastos ahorrados, también me convirtió en una persona sumamente sedentaria y aislada socialmente. Y el estrés del trabajo también se trasladaba en ocasiones en problemas de insomnio.

El Diagnóstico: Diabetes

Así fue como llegué aquella vez a esa revisión médica y una vez que el médico me explicó mi situación, diciéndome que los análisis mostraban signos de pre-diabetes, me dedique a informarme lo más posible sobre todo lo relacionado con la diabetes, sus causas, sus síntomas, sus consecuencias, sus complicaciones y por supuesto, su posible cura.

Entendí entonces que a pesar de que según yo llevaba un estilo de vida sano, en realidad no estaba prestando atención a los detalles y que ese estilo de vida sano ya no lo era tanto a mi edad. Nuestro cuerpo y metabolismo van envejeciendo y con ello se van debilitando o haciéndose más lentos.

Es parte del proceso natural del ciclo de la vida. Así que aunque de niño y joven nunca tuve que preocuparme por la cantidad de arroz que comía por ejemplo, o los postres que me encantaba disfrutar de vez en cuando, sin tener que preocuparme si me subiría el azúcar o me daría un ataque al corazón, todo ello era gracias a un magnifico metabolismo que lograba procesarlo adecuadamente.

Al pasar los años, esa respuesta ya no era la misma y fue hasta entonces que descubrí que mi organismo ya no era capaz de mantener el mismo ritmo como lo hacía antes. No es que hubiera empezado a comer comida chatarra o platillos grasosos. Seguía manteniendo una dieta y estilo de vida sanos.

Lo que sucedió fue que esa dieta sana, en realidad para mi edad ya no lo era, y mis malos hábitos de carecer de actividad física, estrés y falta de descanso adecuado comenzaron a cobrar factura.

Así fue como me descubrí que ya estaba en el grupo de los llamados “pre-diabéticos”. Principios de diabetes tipo 2. Nunca lo hubiera creído.

Me dediqué entonces a investigar más sobre mis síntomas y qué podía hacer al respecto. No quería llegar al punto de tener que estar midiéndome el azúcar varias veces al día, con los molestos pinchazos que había visto que tenían que sufrir las personas cada vez que requerían tomar una muestra de sangre para el glucómetro. O peor aún, tener que ponerme inyecciones de insulina. No, no quería llegar a eso.

Tenía que informarme y hacer cambios, aunque fuera difícil. Siempre he batallado para incorporar nuevas rutinas a mi ya ordenada vida. Pero se trataba de mi salud, de mi bienestar. Si no lo hacía en ese momento podría empezar a tener complicaciones en un futuro no muy lejano.

Luchar Para Curar la Diabetes

Fue así que comencé este blog. Una especie de recopilación de mis investigaciones y artículos de interés. De pronto tenía tanta información que luego la perdía u olvidaba.

Así pues, este blog sobre vida y salud me ha ayudado a poner en orden toda esa información y poder compartirla con otras personas que pudieran estar interesadas en estos temas.

Y sobre el caso específico de mi condición de diabetes, descubrí un programa llamado “Revertir la Diabetes”, publicado por Sergio Russo. Se trata de un programa que permite no sólo controlar sino incluso curar y revertir la diabetes:

>> Más Información Sobre Cómo Curar y Revertir la Diabetes, CLICK AQUÍ!

El programa muestra un proceso paso a paso para estabilizar los niveles de glucosa en la sangre a través de un método completamente natural y sin medicamentos y con ello lograr controlar y revertir la diabetes.

No se trata solamente de una dieta, sino de un conjunto de disciplinas, que combinadas y siguiéndolas conforme lo explica en su libro, permiten desintoxicar el organismo y restaurar las funciones del páncras para que de esta manera la insulina se produzca y procese de manera correcta, lo cual sabemos es el punto más importante cuando hablamos de diabetes.

Revertir la Diabetes
Revertir la Diabetes

Espero que la información contenida en Blog Vida y Salud sea de su interés. De nuevo, muchas gracias por leerme.

Por su salud y bienestar,

Jessy Taylor.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*